El Ayuntamiento de Madrid retira las placas con los nombres de los represaliados por el franquismo del cementerio de La Almudena

26 Nov 2019

El diario.es

Una de las primeras medidas tomadas por el consistorio de Almeida fue parar la construcción del monumento cuando ya estaba realizado el 80%

 

https://m.eldiario.es/madrid/Madrid-represaliados-franquismo-cementerio-Almudena_0_967304064.amp.html

Operarios del Ayuntamiento de Madrid han empezado a desinstalar las láminas de granito con la identidad de los asesinados por el régimen entre 1939 y 1944

Fuentes municipales aseguran que el Comisionado recomendó que no "figuraran nombres" y avanzan que el memorial reconocerá a "las víctimas de ambos bandos"

El alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, anunció pocas semanas después de llegar al Palacio de Cibeles que paralizaba el proyecto iniciado por Carmena

ACTUALIZACIÓN | Una asociación memorialista denuncia al Ayuntamiento de Madrid por retirar las placas de víctimas del franquismo de La Almudena

Placas retiradas con los nombres de los represaliados por el franquismo entre 1939 y 1944. / Foro por la Memoria

 

Una de las primeras decisiones que tomó el alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, cuando llegó al Palacio de Cibeles fue paralizar el memorial que la anterior corporación había empezado a construir en el cementerio de La Almudena como homenaje a los represaliados por el franquismo entre 1939 y 1944. El nuevo Consistorio anunció que paralizaba los trabajos en julio y ahora, cinco meses después, ha empezado a desmontar lo que ya se había construido. 

 

Operarios municipales han retirado las láminas de granito donde estaba inscrita la identidad de los asesinados en los primeros años del régimen.

El objetivo del Ayuntamiento es que el memoria sea para "las personas que perdieron la vida de forma violenta" y no para las casi 3.000 personas que fueron fusiladas en la capital en esa etapa. El Ayuntamiento justificó que el monumento era "sectario" para frenar la idea original del memorial, por el que el Consistorio tendrá que pagar igualmente aunque no se construya. El Gobierno municipal va a desembolsar más de 100.000 euros de dinero público en concepto de honorarios del creador y en otros gastos

Fuentes municipales explican que el "monumento planeado no seguía las premisas de imparcialidad dadas por el Comisionado de Memoria Histórica y era contrario a sus recomendaciones". Las mismas fuentes aseguran que el Comisionado "recomendaba que no figurasen nombres en las placas". 

El plan del Ayuntamiento de Madrid es "unificar el reconocimiento a las víctimas de ambos bandos" en el monumento, aunque desde el Palacio de Cibeles no se avanza cómo se hará.