Un grupo de historiadores e investigadores nos hacen llegar la grave situación del tema archivístico en nuestro país.

Badajoz : Denuncia de privilegios en Acceso a documentación militar.

La documentación referente al archivo judicial-militar de Badajoz, relativa a los consejos de guerra desde el 1937 hasta mediados de los cuarenta, fuente insustituible para estudiar la represión en la provincia extremeña, no se encuentra en su ubicación natural, que teóricamente debería de ser la del Archivo del Tribunal Militar nº1 de Madrid. Aunque contiene documentos que guardan relación con Badajoz falta el grueso de los sumarios a que fueron sometidos los pacenses.


A estas alturas, una situación como ésta y la falta de noticias en otro sentido llevan a pensar en la pérdida de los papeles por destrucción o extravío. Pues bien, hace relativamente poco tiempo algunos hemos tenido confirmación de que dicha documentación ha aparecido en el Archivo Militar de Ávila, desconociendo los detalles exactos del motivo de este destino. Sin embargo, cualquiera que se interese por estos papeles y solicite su consulta comprobará que oficialmente no existen y le será del todo imposible acceder a ellos, es decir, que teóricamente no están allí porque, aunque llevan en ese lugar años, no se ha procedido aún a su catalogación.

Sin embargo, pese a que la situación debería de ser igual para todos, no hay tal, puesto que hay “seleccionados” que a través de la Universidad de Extremadura y dependientes del señor Chaves Palacios, profesor de dicha universidad, tienen la fortuna de acceder a esa documentación sin problema alguno. O sea que aunque las normas legales rijan para todos por igual por lo visto algunos privilegiados, para quien la citada documentación está abierta sin filtros ni restricciones, se las pueden saltar.

El señor Chaves Palacios, profesor titular de Historia Contemporánea y que tantas jornadas sobre la recuperación de la memoria histórica coordina, tiene la patente ex profeso de una fuente de información valiosísima para todos, desde el ciudadano que busca información hasta el historiador que, tratándose de archivos públicos, tiene perfecto derecho a su consulta. Sin embargo, al parecer, la memoria histórica cuando interesa se vuelve memoria selectiva y exclusiva.

Es por ello que se realiza un llamamiento a todos aquellos a quienes pudiera estar interesados en solicitar el acceso a los archivos de los consejos de guerra de Badajoz en el Archivo Militar de Ávila o vean injustos esta situación, lo denuncien públicamente y les den la máxima difusión.

<:info_portfolio:>

Documents joints