Sacco y Vanzetti, uno más de los casos de asesinatos del estado

23 Ago 2017

En el 90 aniversario del asesinato de los compañeros Sacco y Vanzetti a manos del estado norteamericano acusados falsamente. Sus ejecuciones generaron masivas protestas a nivel internacional.

 

MUERTE DE LOS COMPAÑEROS SACCO Y VANZETTI:

VEGONZOSAMENTE MUEREN ELECTROCUTADOS SIN PRUEBAS, POR SER ANARQUISTAS

Canción de Joan Baez dedicada a Sacco y Vanzetti:  Joan Baez-- Here's to you ( la ballata di Sacco e Vanzetti )

Conmemorando la injusta muerte de los compañeros anarquistas.

Desde su muerte, se ha dicho que esta fue debido a su ideología anarquista y que fueron injustamente ejecutados.

Nicola Sacco (22 de abril de 1891 – 23 de agosto de 1927) y Bartolomeo Vanzetti (11 de junio de 1888 – 23 de agosto de 1927) eran dos inmigrantes italianos, trabajadores y anarquistas, que fueron juzgados, sentenciados y ejecutados por electrocución el 23 de agosto de 1927 en Massachusetts por el presunto robo a mano armada y asesinato de dos personas en 1920 en South Braintree, Massachusetts.

Su controvertido juicio atrajo una enorme atención internacional, con críticos acusando al fiscal y al Juez Webster Thayer de conducta impropia, y de permitir que sentimientos antiitalianos, antiinmigrantes y antianarquistas predispusieran al jurado. Algunos prominentes estadounidenses, tales como Felix Frankfurter y Upton Sinclair apoyaron públicamente a los comités ciudadanos de Sacco y Vanzetti en una oposición no exitosa al veredicto. Las ejecuciones de Sacco y Vanzetti generaron protestas masivas en Nueva York, Londres, Ámsterdam y Tokio, huelgas a través de Sudamérica y disturbios en París, Ginebra, Alemania y Johannesburgo.

Desde su muerte, se ha dicho que esta fue debido a su ideología anarquista y que fueron injustamente ejecutados. Las investigaciones siguieron en las décadas de 1930 y 1940. La publicación de las cartas de ambos con elocuentes declaraciones de inocencia han acrecentado la creencia de que son inocentes, sin embargo, algunas pruebas balísticas y algunas declaraciones incriminatorias por sus conocidos han nublado el caso. En 1977, el gobernador de Massachusetts, Michael Dukakis, hizo una declaración diciendo que Sacco y Vanzetti fueron injustamente enjuiciados y encarcelados y que "cualquier desgracia debería ser para siempre borrada de sus nombres".